Un 14 de setiembre tricolor

SALA CONSTITUCIONAL CELEBRA LA INDEPENDENCIA

 

            Entre agua dulce y tamales, carretitas, café y arroz con leche, la Sala Constitucional celebró los 197 años de vida independiente.  En una actividad llena de colorido y música el personal del despacho disfrutó de una presentación folklórica muy emotiva a cargo del Jardín de Niños Jorge Debravo de Hatillo.

 

            La actividad inició con la entonación del Himno Nacional, que tanto grandes como chicos cantaron con orgullo y felicidad.  Posteriormente, en hermosos vestidos de blanca pureza y delicadas tonalidades de lila, sin faltar los vestidos tricolor, los pequeños del Kinder bailaron con gran maestría las canciones: Yo soy de ti, Costa Rica y Tico de corazón.

 

            El personal del Centro de Jurisprudencia fue el más feliz en la actividad, ya que fueron las personas ganadoras del primer premio en el Concurso de Puertas de la Independencia, en el que participaron 12.  El personal demostró su originalidad, iniciativa y manualidad en un hermoso mural que describió el ser costarricense.  Además, el día de la presentación, ésta brillo gracias a sus bombas y música alusiva al folklor costarricense.

 

            Por su parte, la Magistrada Suplente Marta Esquivel Rodríguez, impulsora de la iniciativa,  resaltó la importancia del trabajo en equipo en actividades como ésta y destacó la oportunidad que tienen los despachos judiciales de integrar a la comunidad, en este caso la hermosa presencia de los pequeñines del Jardín de Niños Jorge Debravo, quienes también pudieron degustar de los diferentes platillos típicos que se brindaron y llevarse una bolsita de yute llena de confites tradicionales.